No le des a otros el poder de desanimarte, intenta mantener tu fuerza y tu luz

El único lugar donde el éxito lo encuentras antes que al trabajo, es en un diccionario

Lograr es uno de los factores motivacionales más poderosos. Por eso hacer del logro un hábito es una táctica valiosa para mantenerte en positivo y así tener actitud de vencedor.

Determinación, esfuerzo y perseverancia son tres hábitos ineludibles si deseamos tener éxito. Visión sin acción solo crea frustración. Al moverte procura avanzar o igual te vas a frustrar. Revisa frecuentemente, la noción de lograr permite tus emociones colorear.

El vencedor se esfuerza por lograr cada meta. No se distrae, avanza con entusiasmo. Revisa y aprende de cada jornada. Cuando su cuerpo se agota, ríe para energizarse, en positivo eleva su vibración y así colorea cada emoción.

Agradece el nuevo día y conéctate con todo lo que hasta hoy has logrado. No te rindas, ve por tu sueño vencedor. Esfuérzate, persevera, mantén tu fuerza y tu luz. El mejor eres tú!

Celebra la vida, ríe y deja reír!

Autor: Freddy Villavicencio

Linkeind – más información aquí