Cualquiera sea la causa de tu sufrimiento, no lastimes a otro

Selecciona bien tus batallas, es mejor disfrutar de paz que probar que tienes razón. Piensa dos veces antes de reaccionar. Reaccionar no es responder. Reacción es emoción, un acto reflejo, estimulo sin control. Las respuestas, en cambio, requieren introspección.

Responder exige sosiego. No es tarea fácil evitar reaccionar, es la prueba ácida a tu inteligencia emocional. Sumar o multiplicar es la actitud del vencedor, es permitir y permitirte ser ganador.

Un vencedor evita reaccionar. Prefiere la paz y por ello busca respuestas cuando sus preferencias entran en conflicto con su esencia. Hacer de esto una virtud, exigirá el mayor esfuerzo, es ser mejor que ayer y eso lo decides tú.

Agradece a la vida por cada oportunidad de vencer al enemigo que está dentro de ti. Luego comprobarás que afuera no hay reto que no puedas superar. Continua siendo el mejor día a día, sin arriesgar tu alegría. vibra alto y en positivo, es la actitud del vencedor. Ese eres tú, de todos el mejor!

Celebra la Vida, ríe y deja reír

Autor: Freddy Villavicencio

Instagram @lidersolitario

Linkeind – más información aquí

Deja un comentario